Negarán visas de turismo a embarazadas que pretendan dar a luz en EEUU


El turismo para dar a luz ha sido una práctica que por años extranjeros de todo el mundo han realizado como estrategia para tener a sus hijos en Estados Unidos y que adquieran la nacionalidad por nacimiento, ya sea para ofrecerles de entrada un mejor futuro o por tener planes de inmigración más adelante.

Pero desde el 24 de enero de 2020 el State Department, entidad federal a cargo de la permisología en el territorio de las visas, enmendó las regulaciones para evitar que extranjeras lleguen a Estados Unidos embarazadas con el solo propósito de tener a sus bebés.

“El Departamento está modificando su regulación de visas de no inmigrante B para abordar el turismo de nacimiento. Según esta regulación enmendada, los funcionarios consulares de los EEUU en el extranjero denegarán cualquier solicitud de visa B de una solicitante que el funcionario consular tenga motivos para creer que viaja con el propósito principal de dar a luz en los Estados Unidos para obtener la ciudadanía estadounidense para su hijo”, detalla la agencia.

Así la Oficina de Asuntos Consulares modificó el reglamento que rige la emisión de visas en la clasificación de no inmigrante “B” para visitantes temporales por placer.

El Registro Federal, donde se asientan todas las regulaciones del país, lo detalla así: “Esta regla establece que viajar a los Estados Unidos con el propósito principal de obtener la ciudadanía estadounidense para un niño al dar a luz en los Estados Unidos es una base inadmisible para la emisión de una visa de no inmigrante B. En consecuencia, un funcionario consular negará una visa B de no inmigrante a un extranjero que tenga motivos para creer que tiene la intención de viajar con este propósito principal. El Departamento no cree que visitar los Estados Unidos con el propósito principal de obtener la ciudadanía estadounidense para un niño, al dar a luz en los Estados Unidos, una actividad comúnmente conocida como ‘turismo de nacimiento’, sea una actividad legítima por placer o por naturaleza recreativa, a los efectos de que los funcionarios consulares adjudiquen las solicitudes de visas B de no inmigrante.

Se abordan, dice, las preocupaciones sobre los riesgos concomitantes de esta actividad para la seguridad nacional y la aplicación de la ley, incluida la actividad criminal asociada con la industria del turismo de nacimiento, como se refleja en los enjuiciamientos federales de personas y entidades involucradas en esa industria.

“La regla final también codifica el requisito de que los solicitantes de visa de no inmigrante B que busquen tratamiento médico en los Estados Unidos deben demostrar, a satisfacción del funcionario consular, sus arreglos para dicho tratamiento y establecer su capacidad para pagar todos los costos asociados con dicho tratamiento”.

Es importante tomar en cuenta este cambio porque si una mujer embarazada tiene planes de solicitar visa por turismo para visitar a sus familiares o para pasar vacaciones en Estados Unidos se encontrará con este nuevo escrutinio que podría desinflar sus planes, si no puede probar categóricamente que dar a luz allí no está para nada en su itinerario.

Ver los detalles en el Federal Register aquí: https://www.federalregister.gov/documents/2020/01/24/2020-01218/visas-temporary-visitors-for-business-or-pleasure.

Por: Redacción de El Paracaidista

Foto: Boris González

Agosto 2021

 

 

 

Artículos Relacionados con Visas

Más de Inmigración


error: Content is protected !!
Share via
Copy link
Powered by Social Snap