Buen crédito o garante son requisitos indispensables
Leasing de carros: auto nuevo sin comprar

Cuando se necesita transporte y no es posible pagar el precio total de compra de un carro, entonces una de las alternativas puede ser el llamado 'leasing' o alquiler con opción a compra. Simplemente consiste en otra manera de pago, mediante la cual se abona una cuota mensual, por una cantidad de tiempo que se determina con el vendedor o la concesionaria y al finalizar ese período existe la opción de devolver el auto o terminar de pagarlo y adquirirlo.

Si se decide realizar un leasing, lo primero que se necesita tener es buen crédito, aunque muchos concesionarios aceptan realizar la operación si se tiene un buen garante que lo avale.

"Los leasings pueden ser a 12, 24 ó 36 meses y eso equivale a un alquiler del carro que nunca será suyo. Yo recomiendo este sistema para las personas que quieren cambiar el vehículo cada dos o tres años y hacerse con uno nuevo por cuestiones laborales, por ejemplo, pero si es para uso particular principalmente lo mejor es comprar", afirma el vendedor Kenny Morralmed de la concesionaria Largo Honda.

El dinero que se abona mensualmente depende del modelo y clase de automóvil pero todos los 'dealers' consultados por El Paracaidista coinciden en afirmar que al final del año es la ocasión más propicia, con mejores ofertas para conseguir los modelos nuevos. Muchas veces ofrecen los contratos sin pago inicial o down payment.

"Ofrecemos muchos programas para que la gente pueda calificar aunque no tengan buen crédito o ninguno. Si la persona llega sin crédito entonces tendrá que poner más dinero de entrada y si no deberá presentarse con un garante para que pueda llevarse el carro", indica José García de Miami Lakes Mitsubishi.

Hay muchos factores que influyen para que el lease pueda llevarse a cabo, pero antes de decidirse por un vehículo u otro, se recomienda leer las letras pequeñas de los avisos publicitarios y de los contratos para evitar sorpresas desagradables. Recuerde que una vez que firma ya no puede quejarse.

"Entre otras cosas, las personas deben conocer que el sistema de leasing tiene una cantidad de millas que se pueden utilizar anualmente: normalmente son 12.000 al año, si se pasa de eso deben abonar unos $0.35 por cada milla adicional cuando se devuelve el auto. Las personas deben saber esto porque sino se llevan el carro y creen que pueden andar sin límites. Deben tener presente que es como si tuvieran un carro alquilado", comenta Roberto Maza de la concesionaria Gus Machado Ford.

En cuanto a los intereses que se deben pagar mensualmente, los vendedores expertos afirman que el precio está fijado por el valor del auto y que los clientes deben preguntar y quitarse todas las dudas a pesar que se les diga lo del cero por ciento de interés.

"Generalmente la tasa de interés es de siete u ocho por ciento si estamos hablando de un carro que sale $9.000 ó algo por el estilo. El cliente tiene que venir con una cuenta bancaria a su nombre, tener trabajo verificable y por lo menos con $2.000 para el pago inicial. Además, debe calcularle unos $200 mensuales para el seguro. Los intereses varían también cuando la persona tiene crédito o si no lo tiene: el interés sin crédito puede llegar hasta el 16 por ciento, mientras que con crédito se mantiene en lo que mencionaba anteriormente", explica Jorge Larrea de Kendall Kia.

Además del precio de las cuotas mensuales y el seguro se deben tener en cuenta gastos adicionales que llegan con el lease como los impuestos y la chapa que, según Sergio Miranda de Potamkin Chevrolet, "pueden rondar los $1.500 más o menos. Al elegir el seguro puede pedir que el concesionario se lo recomiende o lo incluya al momento del lease o buscar uno por su cuenta", termina diciendo el vendedor.

Foto: Archivo

Actualizado en Febrero 2005.




Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.