Pasos para corroborar que no se trata de empresas fraudulentas
Precauciones ante ofertas de trabajo en casa

El mercado laboral ofrece cantidad de opciones a personas que quieran trabajar desde sus hogares: desde ensamblar productos, rellenar sobres, armar artesanías o bisutería, investigar o llenar bases de datos utilizando su propia computadora, hasta procesar boletas médicas son algunos ejemplos de las ofertas que se encuentran disponibles.

Aunque las propuestas puedan resultar interesantes con promesas de grandes ganancias por poco esfuerzo, horarios flexibles y sin gastos de transporte, es imprescindible que aquellas personas interesadas en entrar a este mundo laboral tengan varios factores en cuenta antes de enviar dinero o comprometerse.

Minusválidos físicos, personas indocumentadas (muchas corporaciones no piden número de Seguro Social, ya que argumentan que la persona no es empleada de la empresa sino un trabajador independiente), inmigrantes recién llegados, ancianos o amas de casa son los candidatos principales que responden a los requerimientos de compañías que les ofrecen ganar grandes cantidades de dinero en poco tiempo, sin moverse de la casa.

"Nuestro foco para proteger a los consumidores son estas empresas que ofrecen trabajar desde la casa con ganancias que realmente nunca se pueden cumplir, se llaman oportunidades ilegítimas o simplemente engaño. El problema es que hay muchísimas ofertas, por lo tanto hay que verdaderamente examinar qué es lo que ofrecen antes de embarcarse e invertir dinero", recomienda vehementemente Rosario Méndez, Coordinadora de Protección al Consumidor del FTC (Federal Trade Commission), organismo federal encargado de monitorear fraudes al consumidor y recopilar denuncias.

En la mayoría de los casos estas empresas ofrecen empleo por los periódicos u otros medios de comunicación, exigen que los interesados manden dinero de entrada con la promesa de que recibirán los elementos para desarrollar el trabajo, que luego tienen que enviar ensamblado o completo.

"La estafa más conocida y antigua es la de enviar $30 para recibir un ensamblado de bisutería o cualquier cosa. Cuando se hace el trabajo y se envía, entonces siempre tiene algún defecto y el consumidor jamás recibe su pago. Pero ahora todo es más sofisticado y por lo tanto más peligroso para que los incautos caigan: por ejemplo, piden enviar $100 para llenar facturas de médicos con la promesa de que los doctores los contactarán para contratarlos. Los médicos no hacen eso. Todo esto es sospechoso desde el comienzo y cuesta a los consumidores miles de dólares de pérdida", indica Susan Grant, Directora de la National Consumers League (http://www.nclnet.org), desde Washington, D.C., fundación sin fines de lucro establecida a nivel nacional para monitorear estafas a la población.

Maneras de protegerse y estar prevenido
El abogado Pablo Zylberglait de Defensa del Consumidor del FTC recomienda varios puntos a tener en cuenta antes de comenzar a trabajar desde casa para estas empresas:

  • "No entrar en un negocio sin antes pedir referencias.
  • Confirmar todos los datos con el BBB (Better Business Bureau), ellos reciben su consulta e investigan los datos que usted les brinda sobre dicho negocio y no les dan un buen puntaje si al menos no llevan un año funcionando.
  • Hay muchas trampas en este tema: si les hablan, por ejemplo, de ensamblar manualidades, el engaño está en la venta de los materiales, la persona los fabrica y al devolver el trabajo terminado la compañía no se lo recibe porque dice que tiene fallas de calidad. Hay que estar muy atentos a todos estos trucos y tener cuidado con la información personal que le pidan.
  • Si ha sufrido un fraude conserve toda la documentación porque puede presentar su queja a nivel federal, ir al procurador general del estado, autoridades locales del condado o reportar a la policía.
  • Aunque su denuncia sea anónima estará ayudando a parar el fraude porque esa empresa entra en investigación y nuestro organismo ordena su cierre".

Señales de fraude

"Es importante utilizar el sentido común porque desgraciadamente para hacer dinero hay que trabajar, si le están haciendo promesas demasiado grandes como por ejemplo: por una inversión de $100 desde su casa, sin hacer mucho esfuerzo, va a triplicar esa inversión semanalmente, eso parece demasiado bueno para ser cierto. Si va a dar mucho dinero por estar sentado en su casa sin hacer mucho ya posiblemente eso es una alerta de que es una estafa", indica Méndez.

La experta además recomienda tener en cuenta las siguientes señales:

- Nunca ofrecen salario regular.
- Promete grandes ganancias con trabajo a medio tiempo.
- Utilizan testimonios personales en los avisos de gente que ha ganado mucho dinero, pero nunca identifican a esa persona como para que se pueda comprobar la información.
- Piden dinero por adelantado para instrucciones o piezas, pero nunca explican con antelación cómo opera el negocio.
- Aseguran un mercado garantizado y gran demanda por su trabajo.
- Dicen que la experiencia no es necesaria.

Cómo protegerse
Afortunadamente hay muchos mecanismos de protección y alerta a los consumidores que decidan entrar en este negocio de trabajo desde la casa. El Better Business Bureau (BBB) es una organización nacional que controla y supervisa el funcionamiento de los negocios. Sirve como fuente de recursos, se puede consultar el estatus de cualquier empresa, investigar el récord de las mismas para verificar si son confiables, si están limpias o si han tenido problemas fiscales o con la justicia. Además el BBB recibe denuncias y abre investigaciones a empresas que no cumplen con las reglas para que de esta manera los consumidores sepan qué y dónde elegir correctamente.


"Si la persona es víctima de estos fraudes tiene el derecho de pedir reembolso del dinero invertido. Si se rehúsan o no responden entonces puede decirles que tiene planes de notificar a las autoridades lo sucedido. Es importante mantener todos los documentos, records, cartas enviadas, todos los papeles son importantes para recuperar su dinero. Documente sus llamadas telefónicas y tenga una lista de lo que ha gastado en tiempo y dinero, porque eso también se puede reclamar", recomienda Rosane Grimberg, Gerente de Relaciones con los Negocios y Directora de Relaciones Públicas de Better Business Bureau del sur de Florida.

El otro organismo vital de protección es la FTC o Federal Trade Commission (Comisión Federal de Comercio), que también se encarga de proteger a los consumidores en todos los aspectos de la vida en Estados Unidos (no solamente para el tema de trabajo en casa). La Comisión presenta una demanda cuando existe una "razón para creer" que la ley ha sido o está siendo violada y cuando la Comisión considera que un procedimiento es de interés público . La demanda no es un fallo o sentencia respecto a la violación efectiva de la ley por parte del demandado. El caso será decidido por la corte.

Better Business Bureau capítulo del sur de Florida, llamar al número gratuito T + 1-800-834-6286 (inglés, pero puede pedir ayuda en español), entrar en http://www.bbb.org/south-east-florida o conectar la página en español: http://www.bbb.org/south-east-florida/espanol o a nivel nacional en www.bbb.org, donde tienen una completa lista de servicios y respuestas a preguntas frecuentes en su página de contacto: http://www.bbb.org/council/about/contact. Y si todavía le quedara una duda o necesita hacer una consulta llame directo al T +1-703- 276-0100. Tienen atención en español, si se pide, y puede llamarlos con los datos de la empresa para que ellos le informen sus records antes de tomar cualquier decisión. Aconsejan ubicar el capítulo correspondiente a su lugar de residencia o donde ocurrió el fraude o localidad de la empresa que desea chequear para verificar su honestidad y descartar así cualquier entidad sospechosa que le haya gatillado una corazonada de alerta.

El Federal Trade Commission, FTC, también le atiende en español si desea expresar su queja o ha sido abusado como consumidor: T + 1-877-382-4357 (llamada gratis) a nivel nacional o en Internet en el www.ftc.gov con información en español en https://www.ftc.gov/es.

Fiscal General de Florida, protección al consumidor en español: se puede poner en contacto con el Departamento de Agricultura y de Servicio al Consumidor llamando al 1-800-352-9832 (en español). Si cree que ha sido víctima de un fraude, llame a la Línea Directa contra el Fraude de la oficina del Procurador General de la Florida al 1-866-966-7226 (inglés, pero puede pedir ayuda en español si lo requiere). También, puede visitar la siguiente página: http://myfloridalegal.com/consumer para conseguir información sobre cómo protegerse contra el fraude.


Foto: Archivo

Mayo 2016





Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.