Llenar correctamente los formularios y adjuntar recaudos

Consejos para su trámite de inmigración



Ya sea para solicitar residencia permanente, visa de estudiante, asilo o la renovación de un permiso de trabajo, el trámite de inmigración comienza al llenar el formulario correspondiente y enviarlo al USCIS junto a los recaudos correspondientes. Pero como algunos trámites son acometidos por los propios interesados, sin usar a un abogado o intermediario que llene las planillas y revise el expediente, antes de someterlo a inmigración, es crucial meterle lupa a la preparación del caso para evitar errores y omisiones.

Aunque el trámite sea realizado por un abogado debidamente registrado, una organización sin fines de lucro o a través de la iglesia que presta ayuda, es importantísimo estar al tanto de ciertos detalles que deben respetarse al dedillo para que el trámite sea exitoso.

El United States Citizenship and Immigration Services (USCIS) tiene una guía de orientación sobre la preparación de formularios que El Paracaidista expone en este artículo para que todos los interesados conozcan los posibles intríngulis de los trámites de inmigración en general y eviten tropezar al realizar una petición.

El Bureau de Servicios de Inmigración y Ciudadanía comienza con esta crucial síntesis: "Por favor, lea y siga las instrucciones de presentación del formulario. Las tarifas de presentación, requisitos de elegibilidad, elegibilidad a exenciones de tarifas, documentos requeridos y direcciones de envío por correo postal varían dependiendo del formulario que esté presentando y la razón de la presentación. Estos consejos le ayudarán a asegurarse de que USCIS acepte su paquete de solicitud y refiera su caso a una oficina o centro de servicio para su procesamiento".

En este punto vale oro la consulta con un experto si hay dudas sobre elegibilidad para realizar el trámite o en torno a los documentos y evidencias a presentarse junto al formulario. Además, hay casos que debido a su complejidad requieren a un abogado especializado en el área, como por ejemplo parar una orden de deportación. Y aquí empieza el dilema monetario: "¿cuánto me costará?"." ¡Es demasiado caro!". "¿Quién lo hará más económico?". Lo cierto es que si se requiere ayuda de mano experta, hay que saber que el éxito del trámite puede depender del abogado que se escoja.

Ahora, en cuanto a precios de los letrados las respuestas son variopintas. "Este es un país con sistema de libre mercado y por lo tanto ni nosotros ni nadie puede establecer tarifas o precios a los cuales los abogados tengan que remitirse. Si hacemos eso estamos contra la ley, y por lo tanto los clientes tienen que asegurarse muy bien de las referencias y experiencia de los abogados antes de contratarlos y saber que existe un programa de protección al consumidor que provee nuestra sede en Florida y en los diferentes estados, por si tienen que hacer alguna denuncia", explica a El Paracaidista Tracy Moxley, vocera de la American Bar Association, asociación nacional que nuclea a todos los abogados estadounidenses.

El cliente siempre debe discutir los posibles cargos durante la primera reunión con el letrado, determinar cuánto tiempo se necesita para resolver el caso, qué dificultades son probables, y la complejidad de las cuestiones legales en un caso particular. Un acuerdo temprano en cuanto a honorarios evitará que haya sorpresas y desacuerdos para el cliente y el abogado.

También tomar en cuenta que los honorarios de abogados son independientes de los importes del USCIS por el trámite y éstos deben ser agregados al presupuesto. Asimismo, al consultar a un abogado sobre el caso es posible que la primera cita sea sin costo y ayude a aclarar puntos, al tiempo que le da oportunida de conocer al experto legal para considerar contratarlo o no.

Pero según el abogado de inmigración Julián Montero, "muchas veces lo de la primera consulta gratis es un engaño para atraer clientes y en estos casos en general los abogados no dan casi información útil hasta que los clientes firman un contrato. Hay que tener cuidado con esto porque funciona solamente como señuelo o una trampa".


Entonces es preciso usar el criterio propio y determinar si la información recibida en esa primera consulta paga o gratuita es suficientemente esclarecedora. Además, una vez revisado el formulario de punta a punta, se puede consultar al abogado justo para aclarar los puntos inciertos.

Si se trata de un trámite sencillo como la solicitud de ciudadanía, visa de estudiante, petición de un familiar inmediato para obtención de la green card o renovación de permiso de trabajo y la persona decide emprenderlo por sí misma, los propios consejos que da el USCIS son vitales para que todo avance sin tropiezos.

> Seguir leyendo

Junio 2017



Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.