Sólo 10,9 millones de latinos están inscritos para votar
Ejerza su derecho: vote

¿Ejercerá usted su derecho al voto? En solo cuatro meses, los estadounidenses elegiremos al próximo presidente del país. Recuerde, no solo elegiremos al presidente; también llenaremos escaños en el Senado, la Cámara de Representantes y las legislaturas estatales. Además, votaremos por jueces y otros oficiales; por referéndums, iniciativas y preguntas en las papeletas de votación.

La pregunta fundamental es: "¿Votará usted?" ¿Tendrá usted impacto sobre nuestras leyes y nuestros dirigentes?

Casi todas las personas de 18 años o más, que sean ciudadanos estadounidenses -por nacimiento o juramento- tienen derecho a votar en las elecciones locales y nacionales. Pero no todos los que están inscritos para votar lo hacen. Y no todos los que reúnen los requisitos necesarios para votar se inscriben para hacerlo. En las elecciones presidenciales del 2008, 75 millones de hombres y mujeres con derecho a votar no lo hicieron. ¡Eso es 75 millones de 206 millones que podían haberlo hecho!

No piense que su voto no importa. Importa muchísimo. Si tiene derecho a votar, hágase oír en las urnas. Muchas personas sufrieron y entregaron su vida para que todo ciudadano estadounidense con mayoría de edad -hombre o mujer- pudiera participar en el proceso de gobernarse.

Escuche las noticias, y es probable que oiga a alguien hablar del "voto latino", como si todos los latinos tuvieran el mismo punto de vista y votaran igual. No somos idénticos, y el votar es una de las mejores maneras de expresar las diferencias.

Esto es lo más importante acerca de los latinos y el voto: Si reúne los requisitos y no lo ha hecho, inscríbase para votar, infórmese sobre los candidatos y los asuntos locales y nacionales, y el día de las elecciones salga a votar por los candidatos que prefiera.
Se calcula que hay 31,8 millones de latinos de 18 años o más en Estados Unidos, pero solo 10,9 millones están inscritos para votar. Aunque la población latina de EE. UU. sigue creciendo, en algunos estados el número de latinos inscritos para votar ha disminuido.

Antonio González, director del Instituto William C. Velásquez en San Antonio, atribuye el descenso a la crisis económica y las ejecuciones hipotecarias. "Golpeó primero a los afronorteamericanos, a los latinos y a los de clase media baja primero", dijo González. "Cuando alguien pierde el trabajo o el hogar, casi siempre se mudan a otro lado. Cuando uno se muda, tiene que inscribirse de nuevo, y sospechamos que eso no sucedió en el 2009-2010... La consecuencia no intencional fue la disminución del número de votantes latinos".

La labor de la campaña Latinos for Democracy puede que compense un poco este descenso. Lanzada hace poco por las principales organizaciones latinas, el objetivo de la campaña es inscribir y sacar a votar a 200.000 nuevos votantes latinos.

Para los latinos de mayor edad y sus familias, estas elecciones son particularmente importantes. Desde siempre, los adultos mayores votan en grandes números. El Seguro Social y Medicare -programas de importancia vital para la mayoría de los adultos mayores, pero que hoy se encuentran bajo la lupa política- tienen gran valor para los latinos, como para la mayoría de los estadounidenses.

Este año, AARP encabeza una conversación nacional, "Tu Voz es Tu Derecho", que anima a todos a expresar sus opiniones sobre el Seguro Social, Medicare y la importancia de esos programas para su vida y la de sus familiares. Pero no es suficiente tener voz; también hay que tener voto, y por eso es importante acudir a las urnas.

Jeff Cruz, director ejecutivo de Latino for a Secure Retirement (Latinos Para una Jubilación Segura), insiste: "El Seguro Social y Medicare son especialmente importantes para los latinos mayores, quienes suelen vivir mucho tiempo y dependen más de los beneficios -modestos pero vitales- del Seguro Social".

También observa: "El Seguro Social es importante para latinos de todas las edades. Es el principal programa antipobreza de Estados Unidos en lo que a los niños se refiere". Es así porque el Seguro Social no solo paga beneficios a los trabajadores que se jubilan, sino también a los hijos y cónyuges de trabajadores difuntos o discapacitados.

Acudir a las urnas significa tener voz y voto respecto al futuro de programas como el Seguro Social y Medicare. Aunque la población latina es grande, al menos un tercio de la población no tiene suficiente edad para votar. Para los que tienen suficiente edad y reúnen los requisitos, ahora es el momento de inscribirse, hacer del voto una prioridad y emitirlo el día de las elecciones.

Infórmese sobre las reglas de su estado respecto a la inscripción para votar. No deje que reglas recientemente impuestas en muchas partes del país le resulten un obstáculo. Muchos estados ahora requieren que presente una forma de identificación con foto para poder votar. Cada estado tiene sus reglas y su junta electoral. Esa junta le puede proporcionar información sobre: la fecha límite para inscribirse para votar, si necesitará presentar un documento de identificación con foto o una forma adicional de identificación cuando acuda a las urnas, el colegio o centro electoral que le corresponde y otros datos importantes. Visite www.aarp.org/espanol para más información sobre la inscripción para votar y la importancia de su voto.

El voto es su derecho, Infórmese. Acuda a las urnas. Influya en las elecciones e influya en las estadísticas. El Pew Hispanic Center calcula que más de 21,7 millones de latinos tendrán derecho al voto en noviembre, así que no hay razón para que los latinos no batan los récords de asistencia a las urnas en toda la nación. Es hora de decir: "Yo voté".

Por: Lorraine Cortes-Vázquez
Advertorial
Foto: Archivo


Agosto 2012







Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.