Su validez, cómo utilizarla y qué permite
Licencia internacional de manejo

El permiso de conducir es el documento clave para circular y moverse en Estados Unidos, no solamente sirve para manejar un carro sino como identificación. Con las leyes vigentes que no permiten a personas sin estatus migratorio obtenerla, hay muchas ofertas en el mercado para sacar la llamada licencia internacional de conducir. Los anuncios tientan pero confunden a los inmigrantes que muchas veces no comprenden en qué consiste, su uso y limitaciones.

La licencia de conducir internacional es usada en más de 150 países, su definición legal es documento o permiso internacional de manejar y no licencia como generalmente se le conoce. "La licencia internacional no existe, es más bien un permiso de conducir internacional que es simplemente una traducción [en ocho idiomas] de la licencia de conducir del país que participa en ese convenio", explica a El Paracaidista Modesto W. Burgos, vocero para la comunidad hispana de la División de Licencias de Conducir del Departamento de Seguridad de Carreteras y Vehículos Motorizados de Florida.

"Es un permiso aceptado en 150 países y es válido por un año en Estados Unidos", dictamina Bobby Hernández, Oficial de la Policía de Miami Beach. De hecho en todos los países se aplica una vigencia de un año.

Es como si fuera una extensión internacional de la licencia local (ésta debe tenerse adjunta siempre) y fue ingeniada por la Organización de las Naciones Unidas con los turistas que recorren el mundo en mente, para facilitarles el traslado y circulación en territorios extranjeros. Burgos dice que el documento de conducir de otros países puede usarse hasta 90 días en Estados Unidos desde que se llega y que si es necesario hacerlo por más tiempo se puede usar el permiso internacional de conducir. Pero advierte que si una persona decide establecer su residencia en Florida, debe sacarse su licencia del estado a los 30 días de instalarse definitivamente.

El acuerdo de usar el permiso internacional de conducir mundialmente en los países suscritos a la Convention on Road Traffic (Convención de Tráfico en Caminos), tratado de donde emana su uso, firmada originalmente en Ginebra en 1949, durante la Conferencia de Rutas y Transporte Motorizado celebrada en esa ciudad entre el 23 de agosto y el 19 de septiembre ese mismo año, indica el modelo y condiciones amparados por el documento, según aparece en el texto de esa convención:

1- Nombre del estado (país) que lo emite.
2- Validez máxima de un año desde la fecha de emisión o con la misma fecha expiración de la licencia de conducir del país de la persona, cualquiera que sea más pronta (un permiso internacional de conducir no está vigente si vence la licencia de manejar original del país nativo). Pero, en el capítulo I, artículo 1, apartado 2 dice que a ningún estado suscrito al tratado se le requerirá extender el beneficio de las provisiones de la convención a vehículos motorizados o "trailers" ni a un viajero conductor que haya permanecido dentro de su territorio por un período continuo que exceda un año. Por esta razón, el permiso internacional de conducir tiene una vigencia aplicada de un año dentro de un mismo país.
3- Firma de la autoridad o asociación que emite el permiso.
4- Sello o estampado de la autoridad o asociación que emite el permiso.
5- Firma de la persona.
6- El permiso es válido en los países suscritos a la convención. Se saca únicamente si se tiene una licencia válida de un país y siempre se debe acompañar con ésta.

La convención también estipula: "Este permiso no afectará de ninguna manera la obligación de su portador de ceñirse a las reglas y regulaciones relativas a la residencia y el ejercicio de una profesión en cada estado [país] al que viaje. Cesará su validez en un estado si el portador establece su residencia normal allí.". El tratado establece condiciones comunes, reglas uniformes en cuanto al tráfico, manejo y señalización para todos los países firmantes, pero deja claro que imperan siempre las leyes locales de cada nación.

El acuerdo fue firmado por Estados Unidos el mismo 19 de septiembre de 1949, ratificado el 30 de agosto de 1950 y puesto en efecto en 1952.

¿Quién lo requiere?
Burgos aclara que el permiso internacional de conducir se usa comúnmente para alquilar autos y manejar en un país distinto al de residencia. Sobre esto, Jorge Castellón, presidente de Hollywood Underwriters, agencia de seguros establecida en la ciudad de Hollywood y que además dice tener licencia de Florida para traducir los documentos internacionales de conducir, explica a El Paracaidista: "Si tú eres un residente de Venezuela que tienes negocios aquí y que vienes temporalmente, no necesitas una licencia local, puedes manejar con la licencia internacional o permiso de conducir internacional que es como realmente se llama. La principal ventaja de sacarse un documento internacional de manejo es que si vienes de otro país inmediatamente la compañía local de seguros de automóvil te exige una licencia de conducir local o un documento internacional de manejar. El documento internacional es una traducción de la licencia de tu país, pero es aceptada por las compañías de seguro y viene con una identificación que ayuda al gobierno local a que pueda identificar a la gente. Dice de dónde proviene y requiere o debe tener la dirección del país de origen".

"Si está de vacaciones la persona, si viene a quedarse un mes dos meses y volver a su país no hay problema, está bien", dice Hernández sobre el portar un permiso de conducir internacional, "pero si se queda más tiempo o está con residencia permanente aquí, necesita una licencia de Florida. Sabemos que hay muchos turistas que la utilizan y luego si se quedan y pierden el estatus no pueden sacar la licencia estatal y siguen conduciendo con la internacional. Esto es un gran riesgo si los para la policía".

Quién puede emitir la licencia internacional
Burgos reflexiona: "No sé quién está vendiendo ese tipo de licencia aquí. Si uno es un extranjero uno no recibe un permiso internacional de conducir en el país extranjero, porque el permiso lo da el país de donde usted viene. Si voy de viaje a Argentina o a Chile y quiero sacar un permiso internacional, ellos no lo pueden dar. Tiene ser sacado en el país de origen de la licencia [local]".

En la convención dice que cada país tiene la potestad de contratar los servicios de una agencia o asociación para que emita los International Driving Permits (IDPs) para los portadores de licencia de ese país y en el caso de Estados Unidos sólo Triple A y la American Touring Alliance tienen autorización del Departamento de Estado para emitir el IDP a personas en Estados Unidos que tengan una licencia válida de este país para que usen el permiso de conducir internacional en el extranjero, porque este IDP no es válido para conducir en territorio estadounidense (pues la persona ya tiene su licencia local para hacerlo). No la dan a extranjeros con licencias de otros países, según informan en su oficina de Aventura, Florida. Pero hay agentes en todo el territorio estadounidense de una organización mundial llamada International Automobile Drive's Club que dice a sus agentes tener la potestad de traducir las licencias de cualquier parte del mundo y emitir el IDP.

Generalmente el ministerio de transporte de cada país se encarga de traducir la licencia local y emitir ese permiso, pero queda a discreción de cada nación a quién designan para hacerlo y esas entidades pueden suscribir agentes que operen bajo su nombre o sirvan de puente a sus servicios.

Requisitos para el permiso internacional

Para emitirla, se exige: tener 18 años (en algunos países tienen que tener 21), una licencia vigente y original del país de residencia de la persona, dirección en su país, dos fotos tipo pasaporte y que la persona firme el documento que tiene forma de libro o libreta. Los importes varían según la agencia que la emita: Triple A cobra $15 (a estadounidenses y residentes de EEUU), otras agencias piden desde $45 hasta $200. Pero es importante decir que no debe haber un costo mayor por tiempo máximo de emisión (tres años), porque tiene validez de un año.

En el caso de IDL Services, con sede en North Miami, otro agente emisor de IDP para extranjeros en Florida, su presidente, Gastón Lauge, afirma: "Aquí se pide la notarización de la licencia del país de origen para poder emitir el permiso. En Internet a veces se ven algunos servicios que lo dan por 10 y 20 años y eso no existe".

"Es importante reiterar que la licencia internacional no es más que una traducción de la licencia de conducir del país de origen, sin embargo hay muchas aseguradoras que la aceptan para registrar y asegurar el carro e inclusive hay bancos del sur de Florida que la reciben como documento válido para abrir una cuenta", amplía Lauge.

Personas sin estatus migratorio
¿Pero qué pasa con la gente que ya ha perdido su estatus migratorio? Según las leyes de manejo no se puede conducir sin licencia, al tiempo que sólo se obtiene la local con prueba de estatus migratorio, pero esta misma ley dice que se puede manejar un auto con la licencia del país de origen por 90 días desde la llegada a Estados Unidos y hasta por un año con el permiso internacional de manejo. Las leyes de tránsito no se cruzan con las leyes de inmigración y no es tarea de la policía, encargada de hacer cumplir la legislación estatal del tráfico de automóviles, hurgar sobre la situación migratoria de las personas (aunque ya existen programas pilotos que permiten esto). El uso del IDP transita por los terrenos grises de la ley en estos casos, porque en la Legislatura de Florida no ha habido suficiente apoyo ni voluntad de aprobar una ley más humana que considere a miles de familias que están en un limbo legal, gracias a la ineficiencia de las mismas leyes de inmigración, ni la iniciativa de regular de manera más formal el uso del permiso de conducir internacional para darles una alternativa. Al contrario, el tiempo de vigencia de las licencias floridanas para extranjeros (excluye a residentes permanentes) es equivalente al tiempo en que tienen estatus migratorio válido en Estados Unidos.

Pero lo que sí está claro es que es perfectamente legal, si la persona es extranjera y no reside permanentemente en Florida, poder manejar con su IDP genuino junto a la licencia vigente de su país, un seguro y registro del auto. Y esto lo confirma la misma policía.

"La licencia internacional es totalmente legal para conducir y nosotros la emitimos siempre y cuando nos presenten una licencia actual y vigente del país del cuál viene la persona. Si quien maneja la saca y luego pierde el estatus de turista y queda ilegal la puede utilizar, pero no es para nada recomendable. Tienen que tener la licencia de Florida para poder conducir y circular en cualquier ciudad del estado aunque nosotros no preguntamos sobre la situación migratoria de la persona para emitirla, solamente nos interesa ver la licencia extranjera vigente", dice Lauge.

Qué hacer si les detiene un policía
Como el permiso es válido para manejar en sobre 150 países incluido Estados Unidos, siempre que la persona tenga un registro vigente del vehículo que conduce y el seguro de auto respectivo y porte un documento genuino de manejo internacional (junto al de su país que debe estar vigente), si le para un policía por cometer una infracción el procedimiento es el mismo que si tuviera una licencia de Florida. Triple A, club de automóviles estadounidense, dice que siempre se debe tener el permiso internacional junto a la licencia del país de origen, porque de otro modo el permiso (International Driving Permit -IDP) no tiene validez.

Modesto Burgos comenta que se han dado casos en que la policía detiene a las personas por infracciones cometidas en el manejo y encuentra que portan una licencia falsa, forjada, de dudosa procedencia. "Hasta ahora en todos los casos que han surgido [las licencia] no son válidas y les están dando un falso sentir de seguridad a las personas que las compran. Esas licencias que venden por Internet no son licencias válidas", afirma.

Si alguien comete una falta al manejar, por ejemplo, ir a exceso de velocidad, y se le pega una patrulla en la retaguardia, es preciso mantener la serenidad, tenga licencia local o permiso internacional.
"Nosotros vamos a usar el sentido común. La actitud de la persona es clave", insiste el agente de policía Hernández y hace especial énfasis en los bravucones que tienden a faltar el respeto a los oficiales y así agravar la situación. "La persona debe hacer lo que el oficial le diga y si éste ve que la persona es sincera, que está visitando, que está en proceso migratorio, muy probablemente le irá mejor, aunque es a discreción del oficial dejarla ir, darle la multa o remolcarle el carro". Hay que recordar que el policía para a la persona porque ésta ha cometido una infracción, no porque la quiera investigar.

"Si la persona no tiene la licencia, investigamos. Más nosotros nunca pensamos que la persona está ilegal. Nosotros no entramos en eso, no llamamos a inmigración. Si recibimos una denuncia de que alguien está ilegal, por ejemplo un vecino que quiere hacer un mal, no llevamos presa a la persona, notificamos a inmigración. No nos encargamos de la leyes migratorias, sólo de las leyes estatales y locales", agrega Hernández.

Es decir que si la persona está sin estatus pero tiene sus documentos de conducir en orden, no debería temer a que la policía si la para por infringir las leyes de tránsito la denuncie a inmigración. "No estamos parando a nadie por eso, si paramos a alguien por infracción y no tiene licencia podemos arrestarlo, darle una multa o mandarlo a su casa esas son las tres opciones". Este policía asegura que no andan en caza de brujas. "Nosotros no tenemos tiempo para eso, eso no es trabajo de nosotros". Pero eso es a criterio de cada oficial y de las prácticas de las fuerzas de seguridad de cada municipalidad y condado, y es importante saberlo.

Quien maneje por las calles floridanas debe llevar consigo licencia de conducir de Florida, licencia vigente de su país o permiso internacional genuino acompañando a la anterior, registro del automóvil y comprobante de seguro de su auto. "Cualquier policía le va a pedir eso", insiste Bobby Hernández.

"Cualquier multa tiene tres opciones para solucionarse: ir a la corte a discutirla, ir a la 'escuelita' y pagar ese servicio para que no le pongan puntos en la licencia", y asegura que eso es muy importante para que no aumente el precio del seguro, "o pagar la multa y al hacerlo la persona se declara culpable de la infracción y por esto le dan puntos en la licencia y no tiene la opción de usar la discreción del juez si considera que no ha cometido ninguna falta".

Este oficial asevera que ir a la corte es una alternativa para explicar la situación y tratar de persuadir al juez de que no le multe sobre todo si tiene un buen récord de manejo.

Este oficial de la Policía de Miami Beach también explica que si en Florida paran a una persona que tenga el documento internacional de conducir y le colocan una infracción de tránsito, le asignan un número que va ligado al nombre y datos de la persona para que si ésta no cumple con su obligación de pagar la multa, cuando vaya a sacarse su licencia de conducir local, no se la den hasta que resuelva esa situación.

Cada policía local tiene su propia manera de actuar ante estas situaciones siempre en el marco de lo que indica la ley. En ciudades o condados con mayor población hispana la posibilidad que lo pare un policía que hable español y que tenga mejor nivel de tolerancia ante las infracciones es más alta y probablemente el desenlace sea positivo si el conductor no tiene su licencia en regla. Sin embargo hay muchos casos en que depende del estado anímico del policía, de la situación política del momento, del lugar geográfico y del comportamiento del conductor al ser detenido que lo que el policía pida o haga si descubre que se conduce sin licencia vigente del estado de Florida no sea tan positivo y el conductor pueda terminar en manos de agentes de inmigración.
También si los cuerpos policiales están afiliados a los programas de cumplimiento de las leyes de inmigración.

Claves si le para la policía al manejar:

Hernández deshilvana el protocolo de conducta adecuado para no agravar una situación de detención en la ruta: "Cuando vean que la policía se pone detrás con la luces encendidas, pongan el carro a la derecha y deténganlo. Quédense en el auto. No salgan del carro cuando les pare el oficial, no hagan nada, no se pongan a abrir la guantera para buscar los documentos. Quédense en el carro, bajen la ventana del chofer y mantengan las dos manos en el volante hasta que venga el oficial y le diga las tres cosas que le va a pedir: licencia, registro y seguro. En ese momento los buscan y se los dan. No anden preguntando 'por qué me está parando', quédense callados hasta que el oficial tome una decisión, vuelva a su auto y revise la licencia, y le dé un aviso de que no lo vuelvan a hacer, que los pueden dejar ir, o le va a dar un sobre con les tres opciones mencionadas. Le va a explicar que firmen la multa y deben hacerlo. Es un motivo de arresto no firmar una multa. El hecho de firmarla no significa que están de acuerdo con lo que pasó. Cuando firmas sólo confirmas que eres la persona que pararon y que vas a usar una de las tres opciones. No quiere decir que se están declarando culpables. El trabajo del policía es dar la infracción, pero no declararles culpables. Eso es trabajo del juez".

Registro de automóvil y obtención de seguro con IDP
Las empresas que se encargan de emitir la licencia internacional coinciden en que hay muchas aseguradoras de automóvil que aceptan el permiso internacional de conducir para otorgar un seguro. Afirman además que la gente puede registrar su automóvil a nombre suyo con el documento internacional, aunque El Paracaidista aconseja consultar detalladamente los términos del seguro y los precios, ya que estos aumentan si no se tiene licencia de Florida.
Estas empresas a veces dan el seguro sólo por 30 días y aunque no cancelan la póliza, dejan claro que requieren que la persona se saque la licencia de Florida para que finalmente sustituya a la foránea. Cada empresa tiene su propia política al respecto.

La obtención del IDP como alternativa al no poder sacarse la licencia de manejo de Florida por estar en trámite migratorio y no contar aún con los documento de inmigración requeridos por la División de Licencias de Conducir para poderla emitir o por estar fuera de estatus o "ilegal", es un tema espinoso porque no hay regulaciones claras por parte de la legislación floridana.

"Sabemos que hay un período de tiempo entre el 'filing' [ingreso de la solicitud de los documentos de inmigración] y la llegada de los documentos. Hay una cosa que es lo primordial: la falta que hace movilizarse en estas ciudades porque el transporte urbano no es el mejor, pero es una falta extremadamente grave manejar sin licencia y por ende sin seguro, y es un peligro para la gente en la calle y puede tener consecuencias negativas. Uno puede ser muy cauteloso, pero uno no sabe lo que otros pueden hacer. Es preferible hacer el esfuerzo del transporte urbano por esos 30 a 60 días hasta conseguir los papeles y poder obtener la licencia", aconseja Burgos. Este oficial está consciente de la necesidad de aprobación de una ley que llene ese abismo oscuro en que se encuentran miles de inmigrantes. "Los únicos que tienen esa potestad son los legisladores en la Legislatura de Florida. Es necesario hacer una campaña de concienciación y dejarles ver a estos legisladores la falta que hace y cuál sería el beneficio para estas personas al legalizarlas. Lo considero como una cosa que ayudaría a la seguridad del estado, se sabría dónde vive, si tiene su seguro en orden". Y no como una ley de inmigración, sino simplemente, dice, que tenga en cuenta los requisitos mínimos que hacen falta para portar un tipo de licencia de conducir legal.

Pero con el advenimiento de la puesta en ejecución obligatoria del Real ID Act (Ley de Identificación Real), una legislación de carácter federal y por tanto aplicable a todo el territorio estadounidense y aprobada bajo el gobierno de Bush, que entra en vigencia en Florida en enero 2010, la situación tiende a volverse más estricta para los conductores extranjeros.


Foto: Karin Elsner

Mar 2011





Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.