Reglas, tarifas y cómo hacer reclamos
Derechos al subir a taxis en Miami-Dade

Los taxistas no andan por su propia cuenta, ni pueden cobrar lo que se les ocurra para llevar a la gente del aeropuerto a casa o entre distintos puntos de las ciudades del condado Miami-Dade. Están fuertemente regulados, deben tener licencias y atenerse a un código de conducta dictado por el Departamento de Servicios al Consumidor, entidad supervisora de ese tipo de negocio.

El Consumer Services Department (CSD) es el encargado de dar las licencias de operación a las compañías de taxis y regula sus quehaceres, además de recibir quejas o felicitaciones de los consumidores. Tiene una lista actualizada de las empresas taxistas registradas con el Departamento, que puede consultarse en su website: www.miamidade.gov/CSD/library/05-12-10_PSC_Cab_Company_
List.pdf
,si alguien quiere corroborar datos. Pero también dan la información por teléfono si marca el T + 305-375-3677 (tienen atención en español).

"Antes de subirse a un vehículo, es importante asegurarse que su taxi tiene el nombre y el número de teléfono de la compañía de taxis marcada en ambos lados del vehículo. El chofer tiene que tener un registro de chofer válido y a la vista sobre la guantera, y el vehículo debe mostrar las calcomanías apropiadas", explica el CSD. Dice la agencia que los choferes de taxi registrados en el condado deben someterse a una verificación de sus antecedentes criminales, hacer un curso de capacitación y pasar una prueba para garantizar la seguridad del pasajero y el cumplimiento de las reglas del condado. Una de éstas es que deben llevar el aire acondicionado funcionando a menos que el pasajero pida lo contrario. También que la persona tiene derecho a un recibo y que no le pueden negar el servicio de llevarlo, ni hay cargo extra por maletas. Si no quiere escuchar música ni la radio, puede pedirlo Estos vehículos deben ser sometidos regularmente a inspecciones para verificar su buen estado, añade el CSD.

Es importante usar los servicios de un taxi que tenga licencia para poder hacer cumplir sus derechos y tener la opción a reclamar en caso de problemas. Y sobre todo porque "el historial criminal del chofer no ha sido verificado; no hay forma de regular cuanto le cobran a los pasajeros o cómo los tratan; pueden ser difíciles de encontrar si surge algún problema; y el vehículo puede no ser seguro", aconseja.

Las tarifas actuales, exceptuando los importes fijos (flat rates) de viajes en ciertas zonas, son: $2.50 por el primer 1/6 de milla, $0.40 por cada 1/6 de milla adicional, $0.40 por minuto ($24 por hora) cargo por esperar. Los peajes se pagan aparte y a los pasajeros se les cobra la tarifa más baja del Sunpass (dispositivo electrónico que se pone en el carro, anclado a una cuenta de tarjeta de banco o crédito para paso rápido por el toll). Todos los viajes que se originen en el Aeropuerto Internacional de Miami o el Puerto de Miami tienen un cargo extra de $2.

Las tarifas de viaje desde el aeropuerto a ciertas zonas tienen un importe fijo que va de $10 hasta sobre $50, siendo los trayectos a Miami Beach y zonas norte los más elevados. Es importante preguntar si hay tarifa fija para la dirección adonde uno se dirige y verificar la información.

Actualmente no hay cargo extra por aumento de gasolina, pero hay una resolución de 2008 que lo habilita en caso de incremento en precios, si el promedio de la gasolina está en $3.50 el galón (por tres semanas consecutivas), hay un sobrecargo de $1 al viaje, y por cada $0.50 adicional de sobreprecio, se agregan también esos cincuenta centavos al fuel surcharge. También hay disposiciones especiales para personas en sillas de ruedas. Más información de tarifas y regulaciones en: www.miamidade.gov/csd/Licensing/Business/taxicab.asp o si llama al
T + 305-375-3677.

Foto: Henry Romero

Julio 2010





Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.